Polinesia- Tahiti

image33-300x201TAHITI  POLINESIA

Polinesia, es un término que deriva del griego y que significa numerosas islas.
Situada en medio del océano Pacífico, está compuesta por 118 islas de origen volcánico y coralino repartidas en cinco archipiélagos que se extienden a lo largo de 5.000.000 de km2, mayoritariamente de agua. Una superficie equivalente al área de Europa sin contar con Rusia.
Los aproximádamente 18.000 km que lo separan de la España peninsular, lo convierten, incluso en los tiempos actuales, en un lugar muy remoto.
Esta distancia no amedrentó a los primeros “turistas” occidentales, casualmente españoles, que visitaron estas islas ya en el siglo XVI.
Tahítí y sus islas, la Polinesia en general, reúne los ingredientes de lo que casi todo el mundo considera un paraíso terrenal, un Edén: Clima agradable, interminables playas de arena coralina decorada con altas palmeras, vegetación exuberante, ausencia de animales peligrosos, nativos que se desviven por el visitante…
Quizás hayas oído hablar del caso del “Bounty”, aunqu e quizás te sea más familiar el título de “rebelión a bordo” gracias a la película, que protagonizó Marlon Brando, que cuenta la historia de este barco británico. En 1788 sufrió un motín y parte de la tripulación se negó a regresar. ¡No querían abandonar un lugar tan acogedor !!
Y eso que por entonces eran ajenos a uno de sus mayores atractivos actuales: sus fondos marinos.
En estas islas encontrarás buceo de primer orden. Son famosas sus inmersiones en los canales entre atolones con unas corrientes exigentes, pero que nos ofrecerán encuentros inolvidables: cientos de tiburones grises, punta blanca, punta negra, punta plateada, nodriza, mantas…
Las inmersiones de arrecife nos permitirán contemplar paisajes coralinos impecables, con cientos de peces de colores y los “bichitos” que tanto le gustan a los fotógrafos: nudibranquios, peces hojas, gobios…
Por si esto fuera poco atractivo, desde junio hasta noviembre, tenemos un visitante de honor: Las ballenas Yubarta, que huyen del frío para encontrar territorios propicios para aparearse, dar a luz o cuidar de sus crías. Este viaje está dentro de la temporada de ballenas y tendremos la oportunidad de hacer snorkel al lado de estos titanes.

 

 

Deja un comentario