Protección de los arrecifes coralinos

 

Con el fin de proteger la biodiversidad de los arrecifes coralinos, las organizaciones internacionales instrumentaron estrategias de conservación a escala planetaria, principalmente a través de la constitución de áreas marinas protegidas (AMP). Un equipo internacional -en el cual participa el IRD- demostró, a escala global, la ineficacia actual de dichas estrategias y emitió una señal de alarma para la implementación urgente de una red mundial eficiente.

 

Uno de los objetivos principales fijados en el marco de la Cumbre mundial sobre desarrollo sustentable, organizada en 2002, consistía en lograr la protección de entre 20 y 30 % de los arrecifes coralinos mundiales para 2012. La instrumentación de las AMP, con miras a disminuir la influencia de las actividades humanas que amenazan a los arrecifes (sobrepesca, contaminación…), debía contribuir a lograr este objetivo. Si bien la eficacia de las AMP había sido estudiada en diversas ocasiones a escala local, nunca había sido cuantificada a nivel mundial. Debido a lo anterior, el Centro IRD de Nueva Caledonia participó, conjuntamente con la Universidad de Auckland, en Nueva Zelanda, y de varias instituciones internacionales, en una evaluación global. Los científicos crearon una base de datos que agrupó, para cada país, información sobre la extensión de los arrecifes coralinos, su cobertura por áreas protegidas y la eficacia de estas últimas. La unidad Biocomplexité des écosytèmes coralliens de l’Indo-Pacifique, de Numea era responsable de la actividad cartográfica mundial de los arrecifes realizada a partir de imágenes satelitales.

 

En total, 980 áreas marinas protegidas, que cubren 98.650 km2 de arrecifes coralinos, fueron identificadas e inventariadas, es decir el 18.7 % de la superficie arrecifal mundial. Sin embargo, este estudio revela que a la creación de una AMP rara vez corresponde una aplicación efectiva de las reglas de gestión. Menos del 0.1 % de los arrecifes mundiales, en donde la pesca está teóricamente prohibida, están realmente protegidos contra toda actividad de pesca furtiva. La eficacia de las medidas de gestión varía de una país a otro, pero es particularmente escasa en zonas de gran diversidad coralina, como la región Indo-Pacífico o el Caribe. Por otra parte, en tanto que las AMP pretenden limitar el impacto de las actividades humanas, el 85 % de los arrecifes coralinos, en el seno de las reservas, están expuestos a amenazas locales como la contaminación, el desarrollo costanero o la sobrepesca. Por último, cerca del 40 % de las AMP, debido a que su superficie es inferior a 1 ó 2 km2, no son capaces de proteger adecuadamente a las numerosas poblaciones de peces, ya que éstas tan sólo transitan por la reserva y corren el riesgo de ser capturadas fuera de ella.

 

Tan sólo el 2 % de los arrecifes coralinos mundiales están situados en áreas protegidas que aplican eficazmente la legislación. Por lo tanto, el equipo de investigación propone la creación de una red mundial de áreas protegidas eficaz, que incluiría reservas de 10 km2 cada una, situadas a quince kilómetros de distancia, lo que implicaría la creación de 2.500 nuevas AMP. A una red de estas características correspondería una protección más eficaz de cerca de 26.000 km2, es decir 5 % de los arrecifes coralinos del mundo, lo que dista aún mucho de los objetivos trazados.

recif-du-gue-lagon-sud-nouvelle-caledonie

Prueba y valoraciones del retorno elite slim de 20mm y del rebosadero pro de 32mm

Después de tener el placer de poder probar durante estas navidades retorno y rebosadero de la casa zetreef, ya puedo sacar una valoración de estos dos productos.

Diseño y acabados:

 Diseño moderno y que no rompe la estética del acuario, los acabados son de primerísima calidad al igual que los materiales.

 

 Montaje:

En este aspecto no hay ningún secreto, simplemente se conectan las tuberías y a funcionar, tienen un fácil acceso de limpieza y mantenimiento tanto el rebosadero, como el retorno.

 

Retorno:

La ranura de salida sobresale de la superficie del agua, creando burbujas, si fuera 35mm más corta por la parte superior, se solucionaría este problema. Por lo demás es un gran sistema de retorno, el cual crea un flujo en forma de lámina vertical que distribuye a la perfección el agua.

 Rebosadero:

 En general funciona muy bien, tiene un buen equilibrio entre absorción de agua y la que le llega por el retorno. Es muy sencillo de regular y 100% silencioso. El único inconveniente es que al tener apertura por debajo de la superficie y el emblema de Zetreef, queda justo en la linea de superficie, no permite que el agua rebose y se crea una capa de “nata” en la superficie.

  Estos pequeños problemas ya se los he comunicado al responsable de la empresa Zetreef y han procedido a su rectificación  del producto, también me han dicho que tendré la oportunidad de probar estas mejoras enviándome un nuevo rebosadero, que seguro cumple todas las expectativas, un saludo.